Confianza Interior con Flores de Bach


Su elaboración es sencilla y natural
 Las Flores de Bach son un instrumento idóneo para recuperar o aumentar la confianza en uno mismo, ya que tienen la cualidad de escarbar profundamente en los sentimientos para hacer aflorar la raíz de cada uno de los problemas. Cuando se carece de autoestima, cualquier cosa puede resultar un tarea demasiado difícil, así nos podemos encontrar con fracasos de todo tipo: laboral, personal, social.. Una persona que carece de amor propio se siente mutilado emocionalmente ante la vida y ante el resto.

La Flor "Cerato" es, claramente, la reina que trata estos problemas. Ayuda a confiar en el propio juicio, sin necesitar escuchar la opinión de los demás. Es para aquellos para los que "el que dirán" no les permite mostrarse tal como son. Pero esta flor, por sí sola, no puede completar un buen tratamiento, contra la falta de autoestima, porque nos podemos encontrar ante alguien excesivamente temeroso o hipersensible a influencias externas, o quizás demasiado estricto. En estos casos se debería añadir Aspen o Mímulo, para los miedos, y Agua de Roca para los rigurosos y con tendencia al auto-castigo.


Otra Flor interesante para tratar este problema es "Alerce" que ayudará en la falta de confianza, pero más orientada hacia los que abandonan cualquier propósito, incluso antes de haberlo iniciado, por miedo al fracaso, es para las actitudes negativas acerca de la propia valía. En este caso, se debería tener en cuenta si la persona adolece de insatisfacción en su propia vida y es incapaz de canalizar sus ideales, en cuyo caso se debería añadir Avena Silvestre que ayuda a discernir las metas, aportando lucidez y claridad mental.

Por otro lado, y el margen de Bach, el sistema de Flores del Alba cuenta con "Saman" cuya acción (a un nivel más profundo y trabajando sobre el "psiquismo celular") se centra en la recuperación de la vanidad y la importancia personal, ayudando a recuperar información primordial almacenada en el subconsciente. 

Lo ideal es, por lo tanto, que el preparado final sea totalmente personal, y además tenga en cuenta las características únicas de cada persona y el momento que vive.
Existen muchas combinaciones posibles, y dependerá de las manifestaciones de cada individuo el realizar una u otra. En algunos casos será necesario tratar al mismo tiempo los pensamientos parásitos y repetitivos (Castaño Blanco), la preocupación constante (Castaño Rojo) o el desánimo en todas sus variantes (Genciana, Mostaza, Rosa Silvestre, Aulaga). Teniendo en cuenta que cada una de las 38 Flores que forman el sistema de Bach está indicada para varias manifestaciones emocionales, las posibilidades son muy grandes y cubrirán cualquier necesidad posible.

También te puede interesar: Proceso de un tratamiento con Flores de Bach
 
¿Deseas hacer una consulta personal gratuita?  pincha aquí

Contacto pedidos  pincha aquí

1 comentario:

Puedes comentar lo que prefieras siempre desde el respeto. Prefiero saber tu nombre, contestar directamente de tú a tú para evitar dirigirme a tí como Anónimo, pero si no te parece bien pues...también vale.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...