Perder la Libertad.... por Edward Bach


Una reflexión sobre Emociones y Libertad

Edward Bach dijo en una ocasión...


"Probablemente la lección más grande de nuestras vidas sea aprender a ser libres; libres de las circunstancias de nuestro entorno, de otras personalidades, y, por sobre todas las cosas, libres de nosotros mismos, ya que hasta que no lo seamos, seremos incapaces de brindarnos abiertamente, y de servir a nuestros semejantes"

 

Maya Picture (Freedigitalphotos)
Las dolencias físicas son solamente el reflejo de aquellas emociones reprimidas durante mucho tiempo, tanto que llega un momento en el que nuestro cuerpo grita aquello que el corazón ha callado por temor a enfrentar y tomar el control del aprendizaje que nos toca vivir en cada momento.

Perdemos la Libertad a cada segundo que miramos hacia otro lado para no ver lo que habita dentro, cuando hacemos caso omiso a las señales que nos van indicando que algo no está bien y que es momento de aprobar cierta asignatura pendiente y necesaria para nuestra evolución. La libertad se nos escapa cuando el dolor no se expresa y lo escondemos en un rincón del Alma, donde nos atrapa con garras silenciosas sin darnos cuenta, donde viven las pesadillas y las frustraciones, el dolor y el abandono.


Aquello que no quieras aprender hoy volverá una y otra vez a ti, infinitamente hasta que tengas el valor de mirar de frente y comprender. La mayor esclavitud del ser humano se encuentra en su interior no expresado, en las lágrimas que no han caído, los gritos silenciados, la rabia contenida, la amargura de sentir la soledad, la búsqueda del Santo Grial desconocido siempre en lugares equivocados. Porque no hay mayor ciego que aquél que tapa sus ojos con una venda teniendo delante mismo toda la verdad que ansía encontrar. Porque buscar en el lugar errado es cerrar las puertas a la mayor sabiduría ancestral que nos ha sido otorgada por nacimiento:

"La semilla misma que todo lo contiene, absolutamente todo, se encuentra dentro del corazón"

Cuando Edward Bach nos habla de ser "libres de nosotros mismos", nos invita a olvidar el reflejo en lo externo y buscar en el interior la curación del Alma. El cambio siempre debe ser desde dentro hacia fuera, nunca al contrario. Al no hacerlo nos convertimos en un reflejo de las circunstancias externas, que nada tienen que ver con nosotros pero que así lo creemos en un intento de buscar sentido a nuestras vidas. Y acabamos repletos de heridas, buscando siempre un culpable y sin comprender la propia responsabilidad en nuestra felicidad. Bach nos habla de la liberación, de vaciar para poder llenar, de echar fuera lo que no sirve y crear espacio virgen donde puedan anclar nuevas semillas de vida y libertad.

El Sistema Floral de Bach es fruto de la búsqueda tenaz de un hombre visionario que supo comprender que el equilibrio emocional es la base para la salud completa, física y psicológica. A través del reflejo de la naturaleza, pudo encontrar la ayuda necesaria en esas pequeñas flores silvestres que crecían aquí y allá sin mayor preocupación que ser ellas mismas en todo su potencial. Fué capaz de entender al ser humano  en modo integral, holístico, donde la parte física solamente es una más y los sentimientos juegan un papel fundamental que lo contiene en su totalidad. Utilizó la energía vibracional de las flores para crear un sistema completo que cuidara de la persona desde el interior, para conseguir una armonización completa que propiciara la autocuración energética que más tarde tiene su reflejo a nivel físico también, pero siempre como consecuencia natural posterior.

En otra ocasión dijo:

"La enfermedad es en esencia el resultado de un conflicto entre la mente y el alma, y nunca será erradicada excepto por un trabajo espiritual y mental"


El Sistema Floral fue desarrollado precisamente para ayudarnos en este trabajo y así restablecer el equilibrio emocional perdido, el cuál es la base de los conflictos interiores que más tarde pueden tener reflejo en el cuerpo físico si no son resueltos a tiempo.













 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Puedes comentar lo que prefieras siempre desde el respeto. Prefiero saber tu nombre, contestar directamente de tú a tú para evitar dirigirme a tí como Anónimo, pero si no te parece bien pues...también vale.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...